El encuentro del siglo de Oro

El caballero desmonta y entra en la granja, donde encuentra a una dama tan hermosa como un amanecer en el Mediterráneo. Comienza así la seducción.

GRETHA: Uy, pues si yo me encuentro en el campo a un hombre así me desmayo

Maestro látigo: yo te recojo pero no puedo dejar de mirar tus piernas que asoman por el vestido y tu boca entreabierta me tienta

GRETHA: no te preocupes, me quedaré desmayada bastante rato, puedes tocar. En un pajar, en plan polvazo del siglo de oro

Maestro látigo: te deposito suavemente sobre la paja, el vestido se abre por abajo y tus senos pugnan por liberarse, el cuello extendido, los ojos cerrados

GRETHA: los ojos semicerrados, fingiendo, pero te estoy observando

Maestro látigo: y pienso: «Pardiez, que belleza serena, habré de ayuntar con ella, aprovechando lo del siglo de Oro, la perforo»

GRETHA: que maravilla, yo estirando bien el torso, a ver si consigo que se salga una teta del escote, mientras finjo el desmayo

Maestro látigo: qué hermosa estás cuando yaces

GRETHA: más hermosa estoy desnuda

Maestro látigo: acaricio tus tobillos, tus pantorrillas, desechando tela descubro tus muslos torneados

GRETHA: se me abren las piernas con tus caricias

Maestro látigo: con mi daga, hago saltar los botones del vestido desde abajo

GRETHA: uff pues me pone

Maestro látigo: aparto la tela, mis manos se enredan, tras escalar tus muslos, en tus caderas

GRETHA: (¿ya estoy despierta, mi señor?)

Maestro látigo: termino la tarea y, como quien inaugura, abro la tela. Os saludo, dama, os recogí cuando perdisteis el sentido, me presento, podéis llamarme Junger y deseo, como la más alta estima, ser caballero en vuestro servicio.

GRETHA: No puedo articular palabra, estoy tan deseosa de tu cuerpo que te miro y suspiro, mi señor

Maestro látigo: recojo tu pañuelo, lo mojo en un cubo de madera, y os refresco el rostro, el cuello y el pecho, os ofrezco del balde el frescor y de mí, el amor

GRETHA: no sé que me pasa que estoy contenida, pero en verdad deseando que me emputezcas

Maestro látigo: con palabras y mis manos o con mi acero toledano voy a folgar con vos bien temprano

GRETHA: a caballo, mi señor, ponme a cabalgarte

Maestro látigo: primero habéis de liberarme de tanta ropa e impedimenta, las calzas, las medias, la espada

GRETHA: ¿queréis que lo haga como vuestra sirvienta, o con el ansia que me embarga?

Maestro látigo: como os plazca

GRETHA: de todas las formas me place abrir tu ropa, mi señor, y besarte todo el cuerpo, lamerte por todas partes

Maestro látigo: seréis mi dama en el castillo pero voy a montaros como una puta de rastrillo

GRETHA: aaaaaa aaaaamm mmmm me gustaría que me violaras ahora, que no sería violación pero parecido, a la fuerza

Maestro látigo: os beso con ansia, os toco con pasión,

GRETHA: aaasssiiii mi señor

Maestro látigo: os echo en el jergón

GRETHA: sigue

Maestro látigo: separo vuestras piernas de un golpe de mis manos, rasgo vuestra bragas

GRETHA: mojadas

Maestro látigo: cato vuestro sexo

GRETHA: aaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaa

Maestro látigo: con mi lengua, ¡embeleso!

GRETHA: me cimbreo con tu lengua en mi coño

Maestro látigo: os deshago el moño y os devoro el coño

GRETHA: concéntrate en mi coño, ya agito yo la cabeza para soltar mi pelo, que se que os gusta agarrarlo, mi señor

Maestro látigo: mis labios, mi lengua, toda mi boca recorre ese coño apetitoso que lamo, chupo y mordisqueo

GRETHA: asssiiiiiii

Maestro látigo: froto mi lengua en tu clítoris, chupo vuestros labios vaginales,

GRETHA: así en poco me corres, ya estoy ardiendo

Maestro látigo: mi cabeza entre tus piernas, agarrado a tus nalgas, levanto los ojos para miraros a la cara

GRETHA: quisiera corresponder con lo mismo, si me da la vuelta, mi señor, podré chuparle la polla y agarrarle bien de los huevos

Maestro látigo: sin dejar de chupar, lamer y frotar, meto un dedo en vuestra vagina, perforando

GRETHA: mmmmmmmmmmmmmmmmmmmmmm

GRETHA: (lo estoy haciendo)

Maestro látigo: me giro, y pongo mi sexo ante tus rostro, vuelvo a hundir mi cara en tu sexo que lamo, lo recorro con la lengua e introduzco dos dedos para masturbarte sin dejar de atender a tu botón del placer

GRETHA: aaaayyyyyyy que gussto, te chupo la polla con muchas ganas

Maestro látigo: crece en tu boca, se endurece

GRETHA: mmmmmmmmmmmmmm me encaaaantaaaa assssiiiiiii aaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaay

Maestro látigo: voy a devorarte el coño hasta que te corras en mi boca agarrado a tus muslos, sin descanso

GRETHA: lo mismo te digo, mi señor, voy a devorarte la polla a chuparte los cojones hasta que estallemos los dos de placer. Pon un aldeano o aldeana en la escena, que quiero ver arder al mundo entero por nuestro gozo

Maestro látigo: saboreo tu sexo, tu olor a hembra me impregna

GRETHA: (me estoy masturbando, me pones a mil)

Maestro látigo: una pareja de granjeros acude al ruido y nos mira, escondidos y sorprendidos, no interrumpen porque nuestras ropas son de principal

GRETHA: ssssssssiiiiiii

Maestro látigo: él se acaricia por encima de las ropas, ella mete una mano en su escote y yo grito: adoro comerte el coño, voy a devorarlo

GRETHA: y yo me retuerzo de placer con tu lengua y con tu polla en mi boca, la agito con mi mano, la rechupeteo muy perramente

Maestro látigo: hundo la lengua en tu vagina, la hago girar, la saco y la meto, recorriendo tus paredes, juego con un dedo en tu culo, haciendo círculos

GRETHA: aaaaaaaa aaaaaaa aaaaaaaaaa aaaaaaaaaaaaaaa

Maestro látigo: con la barbilla froto tu clítoris

GRETHA: voy a correrme en tu boca y después te ruego que me folles

Maestro látigo: el granjero pone a la granjera a cuatro patas y la monta

GRETHA: aaaaaaaaa aaaaaaaaaaaaaa aaaaaaaaaaaaaaaaaa

Maestro látigo: la mujer con el culo en pompa dos agujeros presenta para que el cipote elija el que más le convenga

GRETHA: me gusta verlos follando, me calienta más si cabe

Maestro látigo: córrete para mí, córrete para mí y luego cabálgame

GRETHA: amor estoy a punto

Maestro látigo: el granjero azota el culo de su pareja, la perfora y la hace gritar. Mi hembra, te digo, derrama en mi boca tu néctar

GRETHA: me cooorrro en tu boca mi señor me corrooo me coooorrro aaaaaaaaa aaaaaaa aaaaaaaaaa aaaaaaaaaaaa

Maestro látigo: noto tu orgasmo en mi polla dentro de tu boca

GRETHA: aaaaaaaaaaaa aaaaaaaaaaa aaaaaaaaaaaaaaa aaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaa mi amo

Maestro látigo: te follo la boca sin dejar de masturbarte con mi lengua, muerdo tus labios vaginales con mi boca

GRETHA: como me gusta, te la chupo sin parar

Maestro látigo: ahora pone de pie y móntame, cabalga uncida a mi polla

GRETHA: SIIIIIIIIIIIIIIIIIIIII TODA TU POLLA DENTRO DE MI, PERFORÁNDOME AAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAYYYYYYYYYYYYY

Maestro látigo: tus caderas rodean mi cintura, mi mano en tu clítoris, la otra magreando tus tetas, ya no hay suavidad, sólo deseo brutal y eterno, uso mis piernas para invadirte con fuerza

GRETHA: ooooooommmm  me muero de gusto

Maestro látigo: te cojo del pelo para que agaches la cabeza y te beso

GRETHA: cariño pon a la granjera a chuparte los huevos mientras te monto

Maestro látigo: tú, zagala, dame servicio en los cojones con tu boca

GRETHA: te beso locamente, con ansia de tu boca

Maestro látigo: te sigo follando, la granjera me chupa los huevos, mi polla te embiste y te hace saltar sobre mí, voy de tus tetas a tu clítoris

GRETHA: mmmmm mmmmmmmmm mmmmmmmmmmmmmmmmmmmm

Maestro látigo: el granjero se acerca y se pajea mirándonos

GRETHA: aaaaaaaaaa aaaaaaaaaaaaa aaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaa

Maestro látigo: fóllate a tu hembra sin que deje de comerme los huevos, rufián

GRETHA: aaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaa que escena tan placentera, te cabalgo aaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaa

Maestro látigo: yo boca arriba, tu sentada y empalada a mi polla, la zagala chupándome los huevos y el rústico follándosela

GRETHA: sssssssssssssssiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiii

Maestro látigo: los caballos del establo huelen el sexo y se montan entre ellos. Mi hembra, mi amada, te quiero sometida a mi lascivia por ti

GRETHA: me voy a correr otra veeez mi señooooooooooooor

Maestro látigo: aprieta tu coño, aprisiona mi verga, extrae de ella el semen, voy a inundarte hasta que la leche de deslice desde tu coño a tus muslos, me semi incorporo y te como la tetas, atropo tus pezones, embisto

GRETHA: <Multimedia omitido>

Maestro látigo: granjera, cómele el culo a mi dama, presto

GRETHA: me desmayo que gusto cariño ayyyyyy

Maestro látigo: no sabes cuánto me gusta oirte correrte, me pone mucho

GRETHA: ay que escena pastoral tan brutal, como me ha gustado, estoy sin aliento, sigo tocándome

Maestro látigo: salgo de debajo de ti, la granjera sigue comiéndote el culo y el sexo, yo llevo mi polla entre tus pechos

GRETHA: abro la boca para recibir tu leche

Maestro látigo: Cañonazos de semen caliente, los huevos rozando tus pechos, mi semen en tus labios, en tu boca

GRETHA: aaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaa

Maestro látigo: la granjera se corre con su lengua en tu culo

GRETHA: mientras te chupo todo lo que queda en tu polla, succiono y yo me corro con la lengua de la granjera en mi culo y tu polla en mi boca aaaaa aaaaaaaaaaa aaaaaaa aaaaaaaa mi señor, te adoro, me matas de gusto

Maestro látigo: me pones como un animal en celo

GRETHA: y tú a mi aaaaayyyyyy contrata a la granjera, mi señor, nos servirá más tarde, que quiero ver cómo te la follas y ser yo quien te chupe los cojones, me emputeces de una manera…

Maestro látigo: Ato a la granjera a una viga de madera y la azoto con mi látigo mientras el rústico la masturba, un entremés para que te recuperes.

GRETHA: Me has hecho gozar mucho

La voz de Gretha
Pasión por Gretha
La fiesta
Afrodita en la bañera
Siglo de Oro
La pasión de Gretha
Mía

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s